Durante el desarrollo de los proyectos de intervención arteterapéutico se realizan reuniones periódicas, para llevar a cabo la evaluación del proceso y hacer un seguimiento de la experiencia. Estas reuniones se basan en la metodología de la investigación-acción que permite introducir cambios en la forma de desarrollar el dispositivo velando por la calidad del trabajo que se está realizando. Así pues, el objetivo de estas reuniones es valorar la implantación del proyecto al servicio para poder ir reconduciendo aquellos aspectos que se consideren necesarios.
En la finalización del proyecto se realiza un último encuentro con los profesionales de los centro con los siguientes finalidades:
– Presentar el proceso general de cada interno durante el trabajo con el Arteterapia.
– Conocer qué resonancias del mismo han podido observar los profesionales en la cotidianidad del centro y en las personas con las que se ha trabajado.
– Valoración final del proyecto